// Suscríbete al Club vía: RSS | Facebook | Twitter

Albania: sus vinos comienzan a salir de su discreto anonimato

noviembre 28th, 2017 Publicado en 21. Albania, Artículos, Noticias Imprimir este Artículo

Albania-Vino-XConsiderado durante mucho tiempo prácticamente aislado del mundo, debido a su régimen totalitario que se ha basado en copiar el modelo político-económico soviético y a su opción para aliarse con el gobierno chino comunista de línea dura ortodoxa, hasta hace pocos años este país ha sido una de las incógnitas en cuanto también a sus vinos, pese a la tradición milenaria en su elaboración.
Albania (superficie: 28.748 km², población: 2,9 millones) está situada en el extremo sur de la Península Balcánica teniendo frontera con cuatro países (Grecia, Kosovo, Montenegro, Macedonia) y una costa sobre los mares Adriático y Jónico. (En el idioma albanés se lo llama Shqiperi que significa “Tierra de las Águilas” que ha sido adoptado hace más de medio milenio).
Albania-Uka-XSe trata de un territorio que es recorrido por varias cadenas montañosas que tienen una dirección estructural perpendicular a su litoral. Se destaca los Alpes Albaneses que forman parte de los Alpes Dináricos con el pico más alto del país (Monte Korab: 2.764 metros). Las elevadas cordilleras son separadas por profundos valles ocupados por ríos (de mayor longitud: Drin, Vjose, Devolli) y lagos (más grandes: Shkodres, Okhrit, Prespes) donde se encuentra abundante vegetación y suelos fértiles para la producción agrícola (maíz, trigo) y la actividad ganadera (cabra, oveja). Los bosques cubren alrededor de una tercera parte de la superficie nacional (los más rebosantes: roble, olmo, haya) en los que se representa la fauna salvaje (lobo, ciervo, jabalí, águila). El clima que predomina es el mediterráneo con diferencias considerables de temperatura y precipitación media anual, entre la costa y el interior.
Albania Max Mavrud-1La historia de la vitivinicultura de Albania se remonta a la época del reino de los ilirios que fue conquistado por los romanos poco antes del inicio de la era cristiana. Durante los siglos posteriores la explotación de las buenas condiciones para el cultivo de la vid se ha conocido un mayor florecimiento de la producción de vino del cual Plinio el Viejo, renombrado escritor y científico del imperio, ha hecho mención varias veces en sus obras. Esta situación no se ha dado gran giro en los tiempos del control serbio solo posteriormente (a los mediados del milenio pasado) cuando ha iniciado la dominación otomana que se ha puesto fin solo hace apenas ciento cinco años.
En nuestra era esta actividad se ha ido recuperando paulatinamente y ha culminado con tener – en propiedad estatal – una superficie de viñedos de alrededor de 20.000 hectáreas para el último cuarto del siglo pasado. Después del colapso del régimen comunista en 1990 y al ser declarado como legal la propiedad privada, se ha estallado una lucha por la tierra la cual en materia económica resultó ser desastrosa para la recuperación de la actividad productiva. Hoy en día, en la agricultura sigue prevaleciendo el minifundio cuya explotación tampoco permite una gestión adecuada en el sector vitivinícola. No obstante, ya se puede ver señales de mejora de establecimiento y manejo de plantaciones y también de proceso de modernización de vinificación que a mediano plazo podrá revertir la actual situación. En esta reconquista están en el centro los nuevos actores cuya andadura emprendedora es marcada por profesionalidad y dedicación para que el vino albanés pueda catapultarse a un mayor reconocimiento en el extranjero también.
Albania-Cobo-XEn la actualidad, Albania cuenta con poco más de 10.000 hectáreas de viñedo, repartidas en cuatro regiones. Las áreas en las cuales se dan las condiciones más favorables para el cultivo de la vid se encuentran en los alrededores de las localidades de Berat, Korce, Skhoder, Lezhe, Pogradec, Vlore. La cosecha total anual es de unas 200.000 toneladas de uva. Una parte considerable de ésta es autóctona como las blancas Sheshi e bardhe, Debin e bardhe, Pules, Serina e bardhe y las tintas Sheshi i zi, Debin e zeze, Kallmet, Vlosh, Serina e zeze, entre otras. (Hace unos años en el país se identificaron 192 diferentes de las cuales 67 están conservadas en la respectiva institución nacional). Según un estudio realizado hace una década por un grupo de científicos de diversas nacionalidades, la mayoría de ellas está estrechamente relacionada con las de la península de Peloponeso (Grecia). Las más extensamente cultivadas son las Shesh i zi y Shesh i bardhe que representan un 30% de la superficie total plantada de viñedos. Últimamente se están ensayando las uvas para vinificación más utilizadas en los países de mayor tradición vitivinícola y más aptas para producir vinos de calidad como las Chardonnay, Sauvignon blanc, Viogner y Cabernet Sauvignon, Merlot, Sangiovese.

Albánia-5En tiempos recientes existe un mayor interés por parte de las bodegas albaneses en distinguir su imagen y su presentación, lo que se traduce en un esfuerzo por ser originales en la producción de los vinos a base de variedades menos difundidas.
Uno de éstas es la Uka que se sitúa en Laknas, a poca distancia al norte de la capital del país y viene elaborando vinos desde 1996 cuya materia prima proviene de la granja de la familia del mismo apellido, manejada de forma ecológica, y también de pequeños productores. La superficie de viñedo propio cuenta con solo 2 hectáreas y la compra de uva se la hace a aquellos que han sido cuidadosamente seleccionados y debidamente asesorados con el fin de que se cumplan con los requisitos en todas las fases del ciclo vegetativo hasta la entrada de la uva en la bodega. Un nuevo capítulo de su historia ha iniciado en 2005 cuando el hijo menor se graduó en enología y se ha encargado de todos los procesos de producción con el objetivo de respetar al máximo la uva y al entorno natural para que el vino sea un reflejo de su origen. En la recién terminada campaña se recogieron 40 toneladas de uva, frente a las 18 toneladas en la anterior. Trabajan con dos blancas (Ceruja, Pules) y cuatro tintas (Kallmet, Cabernet Sauvignon, Merlot, Mavrud) a partir de las cuales elaboran tres monovarietales y uno de ensamblaje cuyo volumen total es alrededor de 20 mil botellas al año. Hay que resaltar que la Ceruja es una variedad única que proviene de la parte centro-norte del país (Mat) donde ha sobrevivido la invasión filoxérica y en los tiempos posteriores ha venido creciendo de forma salvaje sin cultivar. Las plantas son de la edad de unos cien años y hoy en día tampoco se les aplica ninguna pesticida.
Albania-Vino-Map-xLa Max Mavrud se encuentra en la parte sur-oriental del país (Leskovik) donde nació en 2010 como un emprendimiento familiar. Sus viñedos de 7 hectáreas crecen con pendientes orientadas hacia el sur a una altitud de 750 metros en los que se cultiva 6 variedades (Mavrud, Merlot, Pinot Noir, Debine e Bardhe, Debine e Zeze, Perla) para vinificación y también para la elaboración del Raki (el aguardiente tradicional de los albaneses). El rendimiento medio por hectárea es entre los 5 a 6 toneladas y se cosecha un promedio de 1,4 kilos de uva por planta. La producción anual es de unas 10 mil botellas. Los primeros vinos que ha sacado al mercado fueron un tinto y un blanco, ambos de la añada de 2013, que llevan el mismo nombre de la bodega. El tinto se ha hecho a partir de las Mavrud (88%) y Merlot (12%). En cuanto a la variedad mayoritaria de este ensamblaje, se la considera una autóctona balcánica que data de los tracios y se caracteriza por riqueza en sustancias y capacidad de aportar color. El blanco proviene de la Perla (100%) que es de origen húngaro (Csabagyongye) y se usa ante todo para la destilación fraccionada de su mosto fermentado. Posteriormente ha lanzado la añada de 2015 del mismo tinto y está a comercializar un nuevo blanco (Pegasus/ Debin e bardhe).
Ubicada en la zona centro-sur del país (Ura Vajgurore), la familia Cobo viene produciendo desde hace varias generaciones lo mejor de esa tierra dotada de feracidad. La propiedad ha sido recuperada después del cambio del sistema político-económico y en 1994 ha comenzado un período de renacimiento cuyo impulsor fue uno de los hijos quien anteriormente ha tenido la oportunidad de obtener algunos conocimientos básicos sobre el proceso de elaboración del vino, gracias a un amigo italiano suyo. Tras los intentos iniciales se ha llevado a cabo la primera elaboración propia de una pequeña partida de uva que se ha convertido en solo 8 mil botellas. La bodega trabaja, ante todo, con uva comprada a gente local que cultiva un total de unas 18 hectáreas. Durante la campaña de vendimia anterior ha recogido alrededor de 130 toneladas de uva. Hace tres años ha iniciado la ejecución de un proyecto propio de plantar 35 hectáreas de nuevo viñedo que tienen alquiladas al estado. Las principales variedades son las Vlosh, Shesh i zi (tintas) y Pules (blanca). La cantidad del vino producido anualmente ronda las 100 mil botellas.
(Algunas bodegas que también podrían llamar la atención: Alpeta, Arberi, Bardha, Belba, Caco, Ersi, Iliri, Kokomani, Librazhd, Nurellari, Rilindja, SanTara, Shehi, Skenderbeu.)
El desarrollo de enoturismo en Albania sigue siendo asignatura pendiente. El número de turistas extranjeros que visita el país anualmente ya supera los 4 millones, sin embargo, solo una mínima parte de ellos puede informarse de estas posibilidades por medio de acciones de promoción y publicidad porque éstas son prácticamente inexistentes. Por otro lado, las bodegas tampoco avanzan debidamente con el mejoramiento de su oferta que requeriría mayor esfuerzo para invertir en infraestructuras y capacitación profesional.
En el caso de los restaurantes de las ciudades más visitadas por turistas extranjeros, ya se puede encontrar varios que permiten elegir entre una mayor oferta de vinos locales que, además, pueden ser combinados bien con los ricos platos tradicionales (que presentan similitudes con varios turcos y griegos).
Fotos: autor; beratexperience.com, invest-in-albania.org, gotoalbania.ru, maxmavrud.com, Uka Farm
Dr. József Kosárka
20.11.2017 ©

Una respuesta a “Albania: sus vinos comienzan a salir de su discreto anonimato”

  1. Ligia Rodriguez Dice:

    Que interesante y que buena oportunidad de aprender algo sobre algunos paises que no se visitan con frecuencia.


Dejar un comentario

*